Justificación del transporte en la exención del IVA intracomunitario (iii)

Comentamos en los artículos anteriores referidos a este tema (primer y segundo artículo) la controversia derivada de un criterio reciente en el que la Administración exige algo más que la Carta de Transporte Internacional (CMR) para  justificar el transporte de bienes a efectos de dejar exenta del IVA una entrega intracomunitaria de bienes.
Una vez expuesta la visión de la normativa (primer artículo) y el criterio novedoso de la DGT y Administración (segundo artículo), vamos a tratar una sentencia reciente del Tribunal Supremo en el que aclara positivamente (a nuestro juicio) esta controversia.

Recuerda el Tribunal que únicamente será posible la exención cuando en la entrega intracomunitaria se haya transmitido al adquirente el poder de disponer del bien en calidad de propietario.

En este sentido, debe ser el proveedor, sujeto que pretende la exención, el que deba demostrar que el bien ha sido transportado o expedido a otro Estado Miembro, es decir, que haya abandonado físicamente el territorio de aplicación del IVA español.

Advierte el Alto Tribunal, que es contrario al Derecho Comunitario obligar al proveedor, que actúa de buena fe y ha presentado pruebas que justifican a primera vista su derecho a la exención, a pagar posteriormente el IVA.

El tribunal se refiere en esta sentencia a la Carta de Transporte Internacional (CMR) como “prueba” que justifica, a primera vista, el derecho a la exención de la empresa española.

Incluso, cita el tribunal la abundante jurisprudencia del Tribunal de Justicia de las Comunidades Europeas (TJCE), solamente cabría denegar la exención si el proveedor estuviera implicado junto con el adquirente en un fraude.

Pero ello no significa que pueda exigirse desproporcionadamente (de hecho, el tribunal invoca el principio de proporcionalidad tantas veces tratado por el TJCE) justificantes al proveedor.

No puede negarse una exención a un proveedor que ha actuado de buena fe y ha presentado pruebas (como el CMR) debidamente cumplimentando.

El hecho de que el adquirente no esté al corriente de sus obligaciones fiscales o esté inmerso en un fraude, no implica automáticamente que el proveedor deba pagar el IVA.

Si esta en un caso para el que necesite asesoramiento, por favor, no dude en ponerse en contacto con nosotros.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Artículos en JPB Asesores, Fiscalidad

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s